Entre Dos Tierras. Héroes del Silencio Vs Darkseed, Evenfall y Skizoo


Los zaragozanos más internacionales, Héroes del Silencio, son los protagonistas de nuestro duelo particular entre canciones. Con su segundo disco, Senderos de Traición (1990) dieron el salto definitivo a la primera división de la música. Traspasaron fronteras, primero Europa y después América, convirtiéndose en el grupo español con mayor apoyo de fans en todo el mundo incluso tras su separación. Este fervoroso seguimiento se manifestó llenando todos los aforos en su regreso en 2007 en los 10 únicos conciertos que ofrecieron a ambos lados del charco.

En aquél disco superventas el primer single, Entre Dos Tierras, fue uno de los culpables del éxito. El comienzo con un delay marca de la casa de Juan Valdivia, avisa de lo que está por llegar. Su letra sublime y grandilocuente, obra de Enrique Bunbury, desciende a la lírica popular con “déjalo ya, no seas membrillo”, uno de sus versos más recordados. Junto a Maldito Duende es una de las más emblemáticas de toda su discografía.

El primer país donde los maños tuvieron gran repercusión fue en Alemania. En un festival contra el racismo celebrado allí, fue donde empezaron a cocinar su popularidad entre los germanos. A tanto llegó la “heroesmanía” que bastantes alemanes (y alemanas) se fueron a vivir a Zaragoza. Otra anécdota curiosa es la que narra Eugenio Recuenco, fotógrafo en el nuevo disco de Rammstein, en una entrevista que ha concedido a la web de fans del grupo:

“Recuerdo que en un descanso estaba Till sentado por el decorado solo y sonó una canción de Héroes del Silencio y se puso a hacer el playback y se la sabía entera en español. Fue muy gracioso.”

El grupo de gothic metal Darkseed no se pudo resistir a hacer una versión del grupo maño. La banda de Munich aporta su vena metalera pero lo que realmente la hace sorprendente es oirla en castellano con acento alemán.

En Europa no sólo Alemania se rindió a Héroes del Silencio. Italia por ejemplo fue otro de los países en los que la banda pegó con fuerza. Los lazos fueron más allá de lo musical durante una temporada incluso, cuando Bunbury tuvo como pareja a Benedetta Mazzini, hija de la mítica cantante Mina, y protagonista directo en varias de sus canciones. Evenfall, grupo de metal gótico italoaustríaco, se animó también a emular los sonidos de los aragoneses.

Para cerrar faltaba la de unos compatriotas como Skizoo. Una escisión de Söber junto a Morti,  ex-Fantástico Hombre Bala y Ex-Mundus, dio origen a esta formación de Nu Metal. Su versión salió en el 2006 al reeditarse su EP Habrá que olvidar. Morti, que colaboró con Bunbury en el 2004 en el proyecto Bushido, pone su voz tan particular a este homenaje.

M-Clan desembarcó con éxito en Getxo


El pasado sábado (27 de junio) me acerqué a ver a M-Clan en directo en la explanada contigua al Puerto Viejo de Algorta (Vizcaya). Aunque no he seguido muy de cerca la carrera de los murcianos, sí conozco muchas de sus canciones. Se puede decir que a pesar de no identificarme como seguidor suyo, les tengo por un grupo de rock más que respetable y que ha conseguido labrarse una carrera digna a la par que durarera. Con esta premisa fui al concierto y lo que ví no me defraudó.

M-Clan_Getxo

M-Clan el pasado 27 de junio en Getxo

Vi a un Carlos Tarque motivado, con ganas de agradar, de moverse por el escenario y con una voz potente y en buena forma. Una banda bien conjuntada, con 2 buenos guitarristas (me sorprendió no ver a Carlos Raya, guitarra y productor de su último disco) y un sonido claro y nítido. Los momentos álgidos de la noche bajo mi punto de vista, se dieron por una parte con las versiones: su primer gran éxito Llamando a la Tierra (la adaptación del Serenade de Steve Miller Band), Maggie Despierta (Maggie May de los Faces) dedicada a la Margen Izquierda de la ría del Nervión a la que saludó Tarque desde donde estábamos todos (la margen derecha), el Celebration de Kool & The Gang acoplado certeramente en mitad de Quédate a Dormir, una Santa Lucía de Miguel Ríos llevada a su terreno y que acaban de grabar para el disco homenaje al granadino, y el pedazo “snippet” de Baba O’Riley de los Who que se cascaron en Pasos de Equilibrista, la que abre su último disco y una de las que más me gustaron. Dejando de lado las versiones, Carolina otra de sus canciones más populares, así como Filosofía Barata y Roto Por Dentro, que me parece una de sus mejores baladas (single de su último disco), completaron a mi parecer los mejores instantes del concierto. Un segundo bis de regalo con Donde El Río Hierve de su primer trabajo fue la despedida tras hora y media de buen rock.

Esta semana leía que les llamaban los Black Crowes españoles. Su música bebe mucho de sureños como ellos pero tal vez la comparación sea excesiva. En cualquier caso, son dignos representantes de un rock con gusto por las slides y por las guitarras que en el mainstream ibérico nadie está en condiciones de suplantarlos. La noche del sábado renovaron al lado del mar los votos a favor de su propuesta musical.

A %d blogueros les gusta esto: