Estilismos Auriculares: Tino Casal


Hoy en nuestra sección dedicada a los estilismos de los artistas, tenemos a uno de los más versátiles y camaleónicos que ha dado el pop español, Tino Casal. Hoy se cumplen 19 años de su desaparición y por eso queremos recordarle a través de su música pero también por su estética.

El asturiano de Tudela-Veguín hizo sus primeros pinitos en la música con grupos de su tierra como Los Zafiros Negros o Los Archiduques. A partir de 1970 inició su carrera en solitario tras un viaje a Londres. Intentó hacerse un hueco en el mundillo musical participando en 1978 en el Festival de Benidorm, quedando en segundo lugar con la canción Emborráchate. Aquí tenéis el video en blanco y negro, con un Casal vistiendo un traje discreto, pañuelo largo en su cuello, y con pelo enmarañado y luciendo barba. Un look muy propio de la época postfranquista. Atentos también a los lugareños y a las paisanas que salen en las imágenes.

3 años más tarde grabaría su primer disco Neocasal con el que consiguió su primer gran éxito y a la postre uno de los más conocidos, Champú de huevo. Aquí el cambio respecto al video anterior es notable. El look nuevo romántico que empezaba a surgir con grupos como Spandau Ballet, Duran Duran o Adam & The Ants se ve reflejado en él. Hombreras exageradas, ropa holgada, pieles, pelo ondulado, brillantina, maquillaje…Los acompañantes del asturiano no le van a la zaga.

En ese debut en solitario producido por Julián Ruiz (productor de todos sus discos), Tino Casal incluyó una versión de unos de sus ídolos, David Bowie. La influencia del Duque Blanco está presente a lo largo de toda su carrera y para esta actuación en televisión del Life on mars? salió con un traje a rayas muy similar en estética a los que utilizaba Bowie por aquellos años.

En 1983 publicó Etiqueta Negra donde encontramos el segundo de sus éxitos, Embrujada. Sin embargo, mi preferida de esa colección de canciones es Los Pájaros. En este playback ya vemos un Casal más sofisticado, con una evolución de ese estilo que comentabábamos anteriormente.

A mediados de los 80 Casal ya era uno de los cantantes con más éxito entre el público pero gracias a Pánico en el Edén, que fue elegida como sintonía de la Vuelta Ciclista a España en 1984, su popularidad creció como la espuma. En esta intervención en el programa musical Tocata ya podemos apreciar el furor existente en la época por el pelo cardado. Tino recupera la barba y luce pendientes y pulsera de lentejuelas.

En el trabajo discográfico de aquél 1984, Hielo Rojo, también estaba incluída la canción Bailar Hasta morir. En el video que grabó para su promoción podemos apreciar un cambio con un look más agresivo en su pelo y con más pendientes adornando sus orejas. Faldas, zapatos acharolados en punta…una imagen que seguro empezaba a estar de moda en Ibiza por aquellos años. En poco tiempo el camaleón Casal cambiaba rápidamente de formas.

En 1990 otra de sus canciones volvió a formar parte de la carrera ciclista, cuando lograrlo era sinónimo de prestigio y de rápida y extensa difusión entre los telespectadores. En el video de Oro Negro le podemos ver con bastón, un accesorio que añadió a su imagen al principio obligado por las secuelas de una operación de cadera provocada por una necrosis en el fémur, y después por pura estética. Aquí los diferentes modelos con los que aparece nos indican su gusto por algo más recargado, extravagante y excéntrico. El pelo ya no tiene el mismo volúmen y aparece recortado, acompañado de una perilla generosa. Los guantes y demás accesorios conforman un conjunto que sólo él se lo pondría.

En el siguiente video vemos a una jovencísima Isabel Gemio haciéndole una de sus últimas entrevistas en televisión en 1990. 1 año después moría en accidente de tráfico. Ante la pregunta de cuál es su estilo, Casal le responde entre risas que “mezcla de poderío y gualtraperío”. Aquí le vemos luciendo un elegante sombrero, con chupa de cuero acolchada y guantes inclasificables.

Casi casi estamos llegando al final. Este penúltimo video corresponde a su ultima aparición pública, en la que aparece en la exposición de la obra de un amigo suyo. Aquí llevaba un traje de cuero o de vinilo (no se distingue bien) y sin demasiados adornos. Más sobrio y discreto en general.

Para terminar este artículo hemos elegido quiza la canción por la que es más recordado, Eloise, la versión que hizo de Barry Ryan. Esta adaptación fue su vuelta por la puerta grande a los escenarios después de 4 años sin sacar disco. Apareció en Lágrimas de Cocodrilo y desde el primer momento fue un pelotazo, sonando a todas horas en radio y televisión. Su estilo barroquista y excesivo se aprecia tanto en su vestuario como en la ambientación del escenario. En cualquier caso, una de las grandes voces del pop que nos dejó prematuramente a la edad de 41 años.

Supongamos que hablamos de 1993


Ya estamos de vuelta con nuestra cita semanal, por el recorrido de los acontecimientos acaecidos a lo largo de un año. Esta semana y siguiendo el orden establecido, nos toca hablar de 1993, cuyo día de año nuevo, cayo curiosamente en martes y trece para información de los supersticiosos.

El 1 de enero de este año deja de existir como país Checoslovaquia, para convertirse en dos estados: la República Checa y Eslovaquia. De paso sirvió para que mi buen amigo Anacleto, siguiese incrementando su cuenta corriente. Y es que el bueno de Anacleto, Cleto para los amigos y Ana cuando se encuentra trabajando de noche, decidió entorno a los 90, montar una editorial especializada en Atlas, y el tío, no paraba de forrarse. Todos los años salían países nuevos, y él venga que venga a sacar reediciones. Siempre tarareando la canción que publicó Captain Hollywood Project, “More and More”.  La pena es que su negocio fue poco a poco a pique coincidiendo con la estabilización de los países del Este de Europa. Su último intento por salvar el negocio,  fue dar 200 euros a unos marroquíes unos años después, para que se apropiaran de la isla Perejil. El ministro Trillo, terminó de apuntillar el negocio de mi amigo, al hacer Perejil de nuevo español. Al final acabó cantando el “I have nothing” de Whitney Houston, que por cierto, fue 14 veces seguidas número 1 en Estados Unidos este año.

Yeltsin y Bush iniciaron conversaciones para el desarme nuclear

Yeltsin y Bush iniciaron conversaciones para el desarme nuclear

Dos días después, el 3 de enero, Yeltsin y Bush, firman el acuerdo de desarme nuclear STAR II. En mi opinión, se debían haber desarmado primeramente ellos dos. Uno desembarazándose de su hijo, y el otro de su botella de vodka. Me imagino las conversaciones bilaterales. He tenido acceso a las audiciones de las mismas que paso a transcribirlas en formato musical para no aburriros. Yeltsin amenaza con el “Bullet in the Head” de Rage Against The Machine, Bush desilusionado le contesta “If I ever lose my faith in you” de Sting, Yeltsin que parece apaciguarse replica con “I don´t wanna fight” de Tina Turner, y Bush eufórico grita “Heal the world” de Michael Jackson. A partir de aquí “Forever in love” de Kenny G e intentaron hacer un “Ordinary World” de Duran Duran a partir de entonces. Reconozco que la inmensa mayoría de las canciones no se habían publicado en esta fecha, pero sí que sonaron a lo largo de 1993.

A mediados de febrero, aparecen fragmentos del cráneo calcinado de Adolf Hitler en un tintero del Archivo Estatal de Rusia. Me imagino a un escriba de los de antaño en su currelo con el “Lápiz y Tinta” del Ultimo de la Fila que se editó por cierto en este año, encontrándose con el cráneo del fuhrer. Me quedo sin palabras. Y me pregunto yo de que color escribía. Os imagináis que fuese roja, o fuese negra!. Imposible, su tinta siempre sería aria.

Imagenes de la lista de Schindler

Imagenes de la lista de Schindler

Hilando sobre los nazis, como olvidar la película de Spielberg, la Lista Schindler. Impactante verdad. Y como sacados de aquella época todos los secuaces del bigotitos austriaco, nos vamos a la película Parque Jurásico, que causó sensación ese año. Mira que era cabrón el Velocyraptor ese. En aquella época también se cumplía que cuanto más grande más bobo, si no mirar los dinosaurios esos tan grandes que en vez de comerse a todo bicho viviente, aparecían en la peli comíendo hierba. Seguramente estos habitaban en la actual Jamaica. Por cierto, este año sonó una canción que parece traída del mismo país del reggae. Se trata del “I Can’t Help Falling in Love With You” de UB40.

Este año también hubo un atentado en el World Trade Center, no fue el de los avioncitos famoso, pero si que fue un primer aviso. Y ya que de yanquis hablamos, otro hecho famoso fueron las revueltas de Mogadiscio en Somalia, si donde los piratas de ahora. Quizás os suene más si os digo que son los hechos en los que se basa la película Black Hawk Derribado. Me imagino a los marines con el “Living on the edge” de Aerosmith y el “Break It Down Again” de Tears for Fears a todo volumen, sobrevolando la ciudad somalí.

Este año, Felipe González gana las elecciones. Por consiguiente, Felipe presidente. Aquí hacemos un corte obligatorio para publicidad, pero podéis seguir leyendo en el recuadrito de la parte superior.

Drazen Petrovic, genio y figura del baloncesto

Drazen Petrovic, genio y figura del baloncesto

Hablemos de cosas tristes. Este año se producen como no, muertes de gente famosa. Cantinflas, Fellini, River Phoenix, Brandon Lee, Juan de Borbón, padre del rey Juan Carlos y el baloncestista Drazen Petrovic nos dejaron este año. Que Dios le tenga en el cielo!, pero mira que tenía mala uva este tío cuando jugaba en la Cibona de Zagreb. Se reía hasta de su sombra cuando iba ganando. Todavía me lo imagino botando el balón, y diciéndole a su defensor “Come Baby Come” y “Better Than You”. Por cierto que se me olvidaba. Son de K7 y de Lisa Keith respectivamente estas dos canciones.

Y ahora que he mencionado el todopoderoso, comentar también que este año el Papa, consagró la Catedral de la Almudena en Madrid. Todavía recuerdo la sotana que se compró el Padre Damián para la ocasión. Pues nada, todo se resumió en darle al “Espíritu del vino” disco de Héroes del Silencio, decirle un espiritual “I Feel You” de Depeche Mode al de arriba, seguir haciéndole la pelota llamándole “Hero” de Carey, para acabar todos juntos con el “All For One, All for Love” de Sting,  Adams y Rod Stewart. Bravo!, el test de relacionar canciones con películas lo superas. Esta última era la canción de los Mosqueteros, o de los Mosqueperros, según la edad cerebral en la que te quedaste estancado. Como protegían al rey de Francia estos tíos!.

Prince decidió cambiarse de nombre artístico

Prince decidió cambiarse de nombre artístico

Y hablando de realeza. El bueno de Prince, se descuelga el día de su 35 cumpleaños, con que ya no quiere ser Prince, si no que quiere que le llamen “el artista anteriormente conocido como Prince”, o algo así. Esta claro que la partida de drogas que recibió para celebrar su cumpleaños, no se encontraba en buen estado. El que tampoco se encontraba en buen estado era Fernando Arrabal en el programa de Dragó hablando del mineralismo. Pues este año es galardonado con el premio de teatro de la Academia Francesa. Digno de ver!. Seguro que los académicos, una de dos, o recibieron el video del programa o si no, estaban en la fiesta de cumpleaños de Prince.

Y lo que hubo, y muchos, fueron pirados. Empezando por el insustancial que apuñaló a la tenista Mónica Seles y concluyendo por los 75 muertos en Waco, donde un iluminado llamado David Koresh y sus secuaces davidianos, fueron acorralados por el FBI.

Shania Twain debutó en 1993

Shania Twain debutó en 1993

Basta de cosas negativas!. Este año publicó su primer disco Shania Twain. Madre mía!. Anda que no se pone burro mi amigo Aparicio, (si el de la flecha en el culo del 92), cuando aparece la jamelga esta en la tele. Mi amigo Aparicio, es de lo más burro que existe hoy en día. Un día fue donde Rodolfo, el que arreglaba teles, para comprar otra tele más. Y es que el tío burro, hizo como el del chiste, que  quería poner una encima de la otra, para poder ver las piernas a la del telediario. El tío aprendió a decir amor en inglés y se nos puso todo romántico ese año. Que si “What is Love?” de Haddaway,que si “I’d Do Anything For Love (But I Won’t Do That)” de Meat Loaf, o finalmente que si “Love Don’t Love You” de En Vogue. Su punto de locura le llevó a ir a la tienda de muebles del barrio a comprarse un loft. Menos mal que le explicaron, que no tenía nada que ver con el dichoso cupido. Claro al pobre le sonaba todo igual.

Bueno continuamos. Este año se inauguró el museo olímpico de Lausana. Recientemente han decidido construir un museo de la ciencia justo al lado, para albergar todos los anabolizantes y esteroides que se fueron descubriendo acorde a cada año olímpico. El otro día fui a visitar este último, y me quede impactado. Resulta curioso que todo el personal de allí son exatletas femeninas. Aunque más curioso es que la mitad de ellas tengan bigote y manta de pelo asomando por el escote de la camisa. Serán cosas del agua que bebieron durante sus años de deportistas!.

Más madera. Este año hubo como todos muchas películas, y gente en el cine. Todavía la mula era una animal, y no una herramienta de descarga por esta época. El remake del fugitivo con Harrison Ford, la Tapadera con Tom Cruise o el informe Pelicano de Denzel Washington y la novia de América. También fueron de este año Philadelphia, con una pedazo canción del boss como banda sonora “Streets of Philadelphia”, y una que aunque menos conocida, me gusta mucho. Os hablo de Benny and Joon, el amor de los inocentes, y la canción de la que os hablo, es la que aparece en la secuencia, Johnny Deep haciendo bailar a dos panecitos. La canción es de The Proclaimers y se titula I’m Gonna Be (500 Miles). Otra película que genero debate fue “Una proposición indecente”.

Vamos acabando. Antes de dar la lista de canciones habitual, os recomiendo dos que estuvieron todo el año en el candelero. La primera de ellas es “What’s Up?” de Four Non Blondes, y la segunda “Informer” de Snow. Pincharlas que las conocéis seguro.

Y ahora si, nos despedimos del año 1993, con “Linger” de The Cramberries, “I’ll Never Get Over You (Getting Over Me)” de Expose, “Anya” de Deep Purple, “Amazing” de Aerosmith y “Bed of Roses” de Bon Jovi. Todas ellas sonaron en 1993.

Si quieres recordar con nosotros más años, puedes hacerlo aquí. Supongamos que hablamos…