Una Décima De Segundo. Un Dueto Improvisado Cazado Al Vuelo


Portada del maxi-single Una Décima De Segundo

Portada maxi-single Una Décima De Segundo

Corría el año 1984 y Nacha Pop estaba grabando el segundo disco (cuarto de su carrera) para el sello independiente DRO. Al grupo madrileño le había pasado lo que a otros  en esos primeros años 80. Las multinacionales al ver esas primeras formaciones que despuntaban entre los jóvenes se apresuraron a contratarles para ganarse un tanto sin apostar demasiado en apoyo real ni en medios. La clásica y conocida directriz de invertir poco y sacar la máxima tajada. Al comprobar después que esas expectativas no se traducían en un volúmen de ventas que mereciera la pena, la falta de comprensión de las discográficas hacia esas bandas hizo que muchas de ellas buscaran refugio en las independientes que comenzaban a abrirse camino entonces. Los Antonio Vega, Nacho García Vega, Carlos Brooking y Ñete la incomprensión la tuvieron con Hispavox, con la que rescindieron el contrato de la única manera legal que podían: se conchabaron con DRO para presentar una oferta (ficticia)  imposible de igualar.  Así se gestó su paso a la discográfica creada por Servando Carballar, miembro de Aviadro Dro, y en 1983 grabaron el magnífico LP Más Números, Otras Letras. Un año más tarde como decíamos, estaban preparando el maxi-single que llevaría el mismo título que una de sus canciones más admiradas, Una Décima De Segundo.

Teo Cardalda
Teo Cardalda

Para este maxi no se escatimó en gastos. Tenían el mismo presupuesto que todo el disco anterior.  La grabación la estaban haciendo en los estudios Kirios y el productor era el inglés Peter MacNamee. Un día se pasó por allí Teo Cardalda de Golpes Bajos. Con el músico gallego tenían relación desde 1981 cuando él les prestó 2 guitarras para uno de sus conciertos en Vigo, porque los Nacha se las habían dejado olvidadas en Madrid. Más tarde coincidirían ambos grupos en muchas actuaciones conjuntas y a la buena relación que les unía habría que añadir que compartían además oficina de management.

Por esa buena relación que tenían, Teo Cardalda estaba al tanto de lo que se cocía en aquel estudio madrileño. Había preparado en casa una versión al piano de Una Décima De Segundo, una canción compuesta por Antonio y que reflejaba su gusto sobre la física. Así que cuando llegó allí le dijo a Antonio Vega que la escuchase. Los dos se metieron en la cabina de grabación y cuando Teo comenzó con las primeras notas, Antonio empezó a cantarla. En un gesto de complicidad, el gallego le indicó que siguiera cantando y así fue, con tan buen resultado que los dos fueron donde el productor a decirle que les grabase una toma. Peter McNamee les contestó que no hacía falta, que ya la había grabado sin que ellos lo supiesen. Esa fue la única vez (y la última) que la interpretaron en un estudio (en directo la hicieron alguna vez más). Y así salió publicada junto a la otra versión (podéis ver aquí el video) en el maxi de 1984, convirtiéndose desde entonces en una de las canciones más emblemáticas de la carrera de Nacha Pop y de su autor, el gran Antonio Vega desaparecido recientemente. Aquí os dejamos con esta versión que él mismo interpreta en el programa La Bola De Cristal.

Si quieres conocer todas la canciones con historia disponibles en nuestra web,  pincha aquí.