El año que murió y resucitó James Brown.


James Joseph Brown, más conocido como James Brown, o el “padrino del soul”, moría de manera “oficial” el día de Navidad del año 2006. Con ello nos dejaba uno de los mayores iconos de la música funk y soul de la historia de la música.

 

Lo curioso, es que 15 años antes, en 1991, un grupo holandés de música electrónica nos aseguraba que James Brown estaba muerto. Su nombre L.A. Style, y la canción se llamaba “James Brown is Dead”. Con una estructura típica de las canciones de pista de baile del momento, esta composición tiene el privilegio de haber sido la primera canción “techno”, en entrar en la lista de sencillos de la prestigiosa lista americana Billboard.

 

 

Dado el éxito de la misma, se hicieron un montón de versiones, acorde con lo que se llevaba en la época, aunque la original fue la que realmente triunfó. Incluso tenía letra!!.

I checked up on the late great J.B.
His death is said on national TV
Now memory, man are you with that
James Brown is dead
Total chaos, man it’s resurrected
I’m confused that things are gettin’ hectic
In my brain, what is happenin’?
Could this be a big misunderstanding? It is
The hardest working man in show biz is alive so
Don’t be misled, cause the newsman said
JAMES BROWN IS DEAD

No tardaron mucho los dj’s en ver la gallina de los huevos de oro, que suponía este tema, y ese mismo año, otro grupo de música electrónica, también proveniente de los Países Bajos, llamado Holy Noise, nos aseguraba, que James Brown todavía estaba vivo. Obviamente James Brown is Still Alive era una respuesta a la canción de L.A Style, y aunque no tuvo tanto éxito como la original, si que logró situarse en alguna lista de éxitos. Como la anterior, algo totalmente prescindible, para la historia de la música.

La letra de la misma, era esta.

James Brown’s down
Who the funk do you think you’re fooling?
For me the man’s still ruling
Stop the nonsense
Stop telling lies
James Brown is still alive

Hubo incluso muchas canciones que tomando a James Brown como referente, intentaron con menor fortuna, hacerse con su minuto de gloria. Títulos como James Brown Est, James Brown is Queer o James Brown has sex, son ejemplo de ello.

Para no mancillar el honor de James Brown, con estas pseudos-canciones, yo me quedo con el auténtico y genuino, en una de sus actuaciones más conocidas, la del show de Ed Sullivan.

KLF. Los excéntricos reyes de las pistas de baile.


Cuanto más escucho la música de baile que pinchan en las discotecas hoy en día, más añoro un grupo de finales de los 80 y principios de los 90, que hizo las delicias de los que tuvimos la suerte de poder movernos a su ritmo. Su nombre KLF, aunque eso es lo de menos.

Bajo el acrónimo de KLF, se escondían dos británicos,  Bill Drummond y Jimmy Cauty, que podíamos catalogar como visionarios ya que sentaron las bases de lo que sonaría años más tarde en el mundo electrónico.

Su sonido, sus actuaciones, y todo lo que les rodeaba, ya han pasado a la historia de la música de baile, aunque para el gran público sólo quede resumido en tres grandes temas atemporales, con títulos tan dispares como 3 A.M Eternal, Last train to transcentral, y What Time is love?, todos ellos de su disco White Rooms.

3 A.M Eternal

Pero hay más, sí mucho más. Anteriormente a este disco, publicaron un larga duración que trataba de evocar los sonidos de la costa este estadounidense, en un viaje imaginario recogido a través de un sola pista de 45 minutos de duración. Lo curioso es que ellos no habían estado nunca en esos sitios de los que se inspiraban para componer el álbum. Su título Chill Out. Supongo que ahora os vendrá a la mente un género musical que con el mismo nombre triunfó más tarde. Pues sí, podríamos considerar a KLF como los pioneros de la música ambiental. Esto ocurría a principios de los años 90.

Last Train to Transcentral

Tres años antes, en el 88, ya habían alcanzado el éxito con Doctorin’ the Tardis, una retahíla de recortes musicales que consiguieron colocarlo en el número uno de las listas. Ellos la compusieron deliberadamente para que fuese número uno y tuvieron la osadía de recogerlo en un escrito titulado, “The Manual (How to have a Number One the Easy Way)”.

What time is love?

Siguiendo con sus excentricidades, una de las más conocidas fue la siguiente. Tras haber utilizado samples de la canción Dancing Queen de ABBA, estos les demandaron y ganaron en los tribunales el juicio a KLF, viéndose en la obligación de retirar el disco del mercado y de eliminar sus copias. Lo surrealista ocurrió porque viajaron a Suecia de la mano de un fotógrafo y con todas las copias de su disco. Ante la negativa de un acuerdo por parte de ABBA, decidieron hacer una ceremonia dedicada a Mu Mu, donde quemaron todas las copias, para terminar arrojando las cenizas al Mar del Norte.

Aunque si tenemos que hablar de actuaciones históricas, sin duda alguna, esta se produjo en la entrega de los premios Brit en el año 1992. Premiados por su sencillo 3 A.M Eternal, que habéis podido oir anteriormente, se presentaron en el escenario con el grupo de metal Extreme Noise Terror, y como es lógico a la vista de los acompañantes, dieron un giro de 180 grados a su tema que no se parecía en nada al original. Pero ahí no acaba la curiosidad, ya que ni cortos ni perezosos, se pusieron a disparar contra el público con metralletas. Aunque las balas eran de fogueo, imaginaos el impacto mediático que tuvo y el susto que provocaron entre el personal.

Extreme Noise Terror VS KLF

En fin, un gran grupo que en su breve existencia dejó rastros que aún perduran en el tiempo.

El Bakalao: El ritmo y su ruta surgidos del mediterráneo


Uno de los movimientos por excelencia de la música electrónica es el bakalao. Un término que sirvió para catalogar los sonidos orientados a las discotecas que emergían a mediados de los 80 en el litoral mediterráneo, en concreto en Valencia, y que después erróneamente se trasladó a cualquier sonido discotequero bautizándose también como chunda-chunda.

Si recurrimos a la wikipedia nos dice que su nombre surgió

“en Valencia en el año 1985 en la tienda de discos Zic-Zac, punto de encuentro de los mejores Dj‘s de la noche valenciana para proveerse de la mejor música de importación del momento, en ella el amigo que acompañaba a un DJ exclamaba: “¡Che esto es Bakalao de Bilbao!” cada vez que escuchaba un buen tema”.

La combinación entre este tipo de música y la proliferación de macrodiscotecas  que lo empezaron a difundir, dio origen a lo que se conocería como Ruta del Bakalao. Las más relevantes respondían a nombres como Barraca, Chocolate, Spook Factory, Espiral, Puzzle, ACTV o NOD, donde acudían miles de jóvenes a disfrutar de la noche al ritmo del bakalao.  La presión política y policial por el consumo de drogas asociada a esta Ruta, iniciaron su declive a mediados de los 90.

La música que se podía escuchar en la mencionada Ruta era originariamente, aunque ahora parezca disparatado, rock gótico,  afterpunk o new wave, sonidos propios de mediados-finales de los 80, haciéndose hueco después un género que abordaba el EBM (electronic body music), techno-pop, synth-pop, new beat o acid house ya entrados los 90. Fue también esta década donde tuvieron mucha difusión las llamadas “cantaditas” o “pastelitos”, canciones más comerciales que además de sintetizadores añadían voz a unas melodías pegadizas.  Finalmente el ritmo de las composiciones se fue acelerando hasta acabar creando otro género denominado makina.

Si existe un nombre que asociamos rápidamente a este tipo de música es el de Chimo Bayo, uno de los máximos exponentes y pioneros del bakalao. Durante aquellos años consiguió varios éxitos que sonaban en todas las pistas de cualquier rincón de la península. Sin duda el más recordado es este Así me gusta a mi.

Otro representante del bakalao más comercial fue Paco Pil. Presentador de televisión y DJ que creó varios hits como este Johnny tecno ska.

Todas las discotecas que se preciaban en la época tenían sus propias sesiones de bakalao. Suponía una manera de distinguirse de la competencia y de fidelizar además a su clientela. Un tema con el que cerraban muchas de ellas aquellas sesiones era este Searching for the goldeneye de Motiv8 & Kym Mazelle.

Terminamos con una de las cantaditas más famosas de aquellos años 90. El Saturday Night de Whigfield además popularizó un baile que aparentemente surgió de forma espontánea y rápidamente se extendió allá donde sonaba.

Hip-Hop y Break Dance. El sonido y el baile de los 80.


No nos habíamos olvidado de nuestra sección más bailable, aquí está otra entrega de Discolabis. Hoy retrocedemos hasta la década de los 80 para hablaros de un ritmo que causó auténtico furor entre los más jóvenes, el hip-hop.

Aunque sus orígenes se remontan a los años 60, no fue hasta la primera mitad de los 80 cuando irrumpió con fuerza. Afrika Bambaataa acuñó el nombre del movimiento, los Sugarhill Gang cantaron el Rapers Delight (el aserejé de las Ketchup) y los Grandmaster Flash & Furious Five hicieron los primeros scratching, pero el bombazo comercial vino de la mano sobre todo de nombres como Run DMC,  LL Cool J, Public Enemy o Beastie Boys (clickando en cada enlace podéis ver un video).

La fiebre del hip-hop traspasó fronteras y por nuestras calles pudimos ver a chavales vestidos con chandals de colorines, hacían cabriolas extrañas al son de una música electrónica no menos rara que salía de un enorme y potente “loro”. Aquél baile era el break dance. El movimiento hiphopero -y su estilo musical el rap– fue un movimiento callejero cuya popularidad llegó hasta las pantallas de televisión.

En el programa musical de aquella época, TOCATA, se organizó el concurso A Todo Break con una gran participación, tanto en la modalidad de grupos como en la individual. Corrían los años 85-86 y ver alguno de estos videos no tiene desperdicio. He seleccionado 3 pero si tenéis curiosidad, un usuario se ha preocupado de subir muchos de ellos a youtube, en este enlace los tenéis todos.

El presentador del programa era Jose Antonio Abellán, locutor de los 40 principales durante muchos años y actualmente metido en un programa deportivo radiofónico.

Además de importar los bailes callejeros del Bronx, Queens o Brooklyn, también empezaron a oirse los primeros raps cantados en castellano. Seguramente muchos recordaréis algunas de estas canciones.

Mc Randy y Dj Jonco con su irreverente Hey Pijo!

Código Mortal y su reivindicativo “Rap de la mili” con el estribillo de “Que le den al servicio militar”.

Master TDK con “Soy un desastre”.

Los anteriores con influencias claras de los primeros raperos blancos, los Beastie Boys con el “Fight for your right”.

Las chicas también se animaron a rapear y Sweet fue un ejemplo de ello con “Sabes que te quiero”.

“Negratas” como Tone Loc cerraron la década dorada del hip-hop. Después llegarían el acid house y el dance. Pero antes de que esto sucediera, en 1989 esto fue un auténtico éxito en todo el mundo: “Funky cold medina”.

Y ese mismo año los portorriqueños Wilfred y La Ganga se hicieron mundialmente famosos con el divertido y simpático rap de “Mi Abuela”.

Eurodance. El ritmo de moda en los 90.


Inauguramos nueva categoría en el blog dedicada a la música más bailable de ayer y de hoy. En Discolabis seleccionaremos los sonidos que han llenado con sus ritmos las pistas de cualquier lugar del mundo. Para los que llevan un Tony Manero dentro, este es vuestro particular salón de baile.

La primera entrega estará centrada en el estilo Eurodance, el subgénero de la música electrónica más comercial y que generalmente suele incorporar partes vocales. Se denomina de esta manera porque surgió principalmente en Europa.

Imposible condensar en una la cantidad de temas significativos de este estilo, por lo que os emplazamos a sucesivas partes que iremos publicando periódicamente.

Abrimos el telón y giramos la bola discotequera para recibir a los holandeses Alice Deejay y su Back in My Life. El grupo surgió de la unión de diferentes productores con la cantante Judith Anna Pronk. Su primer y único disco Who Needs Guitars Anyway? publicado en 1999 incluyó varios hits que merecerán también nuestra atención en futuras ediciones. Después de cosechar unos cuantos éxitos, el grupo se disolvió definitivamente en 2002.

La segunda invitada a la Boité del Auricular Digital es Alexia, cantante italiana que ha tenido una trayectoria repleta de buenos momentos musicales. Alessia Aquilani (su verdadero nombre), como se suele decir, fue cocinera antes que fraile. Se formó como corista de grandes nombres del Eurodance como Double You, Fourteen 14 o Corona (de la que más tarde hablaremos). Como voz principal colaboró con Ice Mc con el que grabó rompepistas como It’s A Rainy Day. Con el cambio de década se dedicó a grabar discos en italiano, el último Alé en el 2008.

No paramos ni un segundo y el siguiente turno es para  Sensity World. Proyecto electrónico que llegaba desde Valencia, la cuna de este tipo de música  en la península. Detrás de la producción se encontraba Victor Grafiá y en la voz Ana Martine. Nombres que al común de los mortales no nos dicen mucho pero si mencionamos Get It Up nos sacará de dudas. Fue una de las canciones que más pegaron a mediados de los 90 y se incluyó en muchos de los recopilatorios típicos de entonces. Lo + Duro, Puzzletron, Máquina Total, Blanco y Negro Mix, Currupipi Mix, Bolero Mix, etc fueron algunos de los más famosos. La canción es una versión del grupo americano New England de la canción del mismo título de 1982 (ver video).

Cerramos la sesión con otro conocidísimo hit que salió en 1994 de la mano de Corona. Quién no ha oído alguna vez The Rhythm of the night? Este fue un proyecto italiano en el que la imagen de cara al público dependía de la brasileña Olga de Souza pero en el estudio la voz femenina era otra. En el tema que nos ocupa fue obra de Jenny B, que junto a Sandra Chambers fueron las que grabaron los mayores éxitos. Se han hecho muchos remixes y versiones de la canción. Una de las más frescas e interesantes corrió a cargo de los holandeses Hermes House Band (ver video). El sencillo consiguió 15 discos de oro y de platino, vendiendo sólo en Inglaterra 1 millón de copias. Sin duda, ese fue el ritmo del verano de 1994.

El proyecto de Corona siguió hasta el 2006. En la actualidad no sabemos si tienen previsto abordar nuevos temas. Os dejamos con una actuación en directo.

A %d blogueros les gusta esto: