Stereo Love. Bailando a ritmo de acordeón.


Ya empiezan a postularse las que a priori, van a ser las candidatas a canción del verano. Si cada año, se da una vuelta de tuerca a los sonidos más veraniegos, parece ser que este año el acordeón como otrora catapultó Maria Jesús y sus pajaritos a lo más alto de las listas, parece que vuelve a ponerse de moda.

No descubrimos nada nuevo, si decimos que el tema Stereo Love, lo escucharás más de una centena de veces este verano, pero lo que quizás no sepas es que realmente está basado en otro tema mucho más desconocido por estas tierras.

El single de debut del músico rumano Edward Maya, que acompaña a la voz Vika Jigulina forma parte del disco que lleva el mismo nombre: Stereo Love.

Aunque en los inicios de su lanzamiento, en el año 2009, no fue un éxito rotundo, sucesivos números uno en países como Francia y Holanda, han tenido repercusión en los países vecinos. En España, ya lleva unos cuantos meses sonando, aunque las proximidades de la época de estío, han acentuado el interés por el tema, todo ello ayudado por la nueva moda de los politonos que promocionan diversos programas de televisión.

La canción en cuestión, utiliza la melodía de una composición de Eldar Mansurov, músico azerbayano, titulada Bayatilar. La polémica surgió, cuando en el vídeo clip de la canción, se aseguraba que el compositor era anónimo. Raudo y veloz se dirigió a la oficina de copyright de Rumania, para reclamar que la canción Stereo Love, estaba basada en una composición suya. Hemos de recordar que la canción de Mansurov estaba interpretada por Brilliant Dadashova.

Ante la evidencia, Maya, y el organismo rumano de copyright no tuvieron más remedio que dar la razón a Mansurov. Pese a que Maya intentó escurrir el bulto diciendo que había intentado contactar con el autor, no fue hasta enero del 2010, cuando un viaje de Maya a Bakú (Azerbaiján), selló la paz entre ambos al incluir en los créditos de la canción a Eldar Mansurov.